Mitos en alimentación

Si bien tenemos claro que la nutrición es una ciencia en continuo desarrollo y actualización, en los últimos tiempos podemos comprobar que la afirmación que alguien puede hacernos, cualquier otra persona nos la puede desmentir, incluso dos especialistas en la materia pueden diferir en relación a un mismo tema.

Así, desde Metabolic Balance os queremos aclarar varios mitos que circulan y no tienen nada de cierto.

  • Los alimentos light adelgazan

Un alimento light es aquel que contiene, al menos, un 30% menos de kcal que el mismo alimento en su versión original. No por esto quiere decir que dicho alimento nos ayude en la pérdida de peso. Es más, algunas industrias se benefician de dicha características para eliminar grasas a estos alimentos y poder así aumentar la cantidad de azúcares de los mismos, puesto que la grasa es el nutriente que más aporte calórico le proporciona.

  • Los alimentos 0% o desnatados adelgazan

Como ya hemos comentado en publicaciones anteriores, el 0% de un alimento significa que no contiene grasa, no eximiéndolo de su contenido en azúcares. ¿Por qué está tan dulce un yogurt 0%? ¡Porque contiene mucho azúcar/edulcorante! y son estos los que verdaderamente perjudican nuestra salud. Desde Metabolic Balance os recomendamos el consumo de productos lácteos siempre enteros, naturales y sin edulcorar. Endúlzalo tú en casa añadiéndole la fruta.

  • El pan engorda

El pan es un alimento rico en hidratos de carbono, igual que las frutas y verduras. La diferencia entre ambos alimentos es la procedencia de esos carbohidratos. Los hidratos de carbono del pan son absorbidos con mucha más facilidad que los de las frutas o verduras. Por ello debemos centrarnos siempre en la carga glucémica de los alimentos, que es la responsable de medir esta rapidez con la que el alimento llega al torrente sanguíneo. En Metabolic Balance siempre recomendamos el consumo de pan de centeno integral, debido a su baja carga glucémica.

  • Los productos integrales contienen menos calorías

Los cereales integrales son aquellos que aún conservan la cáscara que los cubre. Estos contienen las mismas calorías que los mismos alimentos en su versión no integral. Lo que sí los diferencia es el contenido en fibra, teniendo los integrales más cantidad de esta, mejorando el tránsito intestinal y produciendo más saciedad.

  • No cenar adelgaza

Cada vez hay más estudios que demuestran que saltarse comidas no beneficia la pérdida de peso. Son muchas las personas que deciden no comer nada a la hora de cenar, pero esto es un mal hábito. Durante las horas de sueño es cuando se produce la mayor quema de grasa de todo el día.

 

En Metabolic Balance elaboramos planes de alimentación médico-nutricionales en los que cada persona tiene los alimentos que mejor metaboliza en función a una analítica sanguínea y la historia clínica de cada paciente. Además, también tenemos en cuenta los gustos y aversiones por los diferentes alimentos. De este modo, cada paciente consigue una dieta equilibrada con todas sus necesidades nutricionales cubiertas.

¿Optamos por la obesidad y las enfermedades?

Los índices de obesidad son cada vez más elevados y los organismos públicos contribuyen a ello. Anuncian que apostarán por una alimentación sana y de calidad desde las primeras edades de la vida pero permiten que instituciones oficiales aparezcan como apoyando a productos artificiales ricos en azúcares.

La idea de que la obesidad recae sobre la elección personal se basa en las tres suposiciones siguientes:

  • La capacidad de comer sano está disponible para todos.
  • Tenemos información correcta y precisa sobre la cual basar nuestras elecciones de alimentos.
  • Nuestras elecciones no están siendo influenciadas por la presión indebida de las corporaciones, el gobierno u otras fuentes.

Pero estás suposiciones no son ciertas. La realidad es que nuestro sistema alimentario actual ejerce una enorme influencia en nuestras elecciones. Nos promueve en la compra, y en comer los alimentos malsanos que son producidos por un puñado de grandes corporaciones que utilizan ingredientes baratos mejorados químicamente para la producción en masa. El costo de esta influencia se puede ver en la escalada de la obesidad, la enfermedad, el costo médico más alto y la muerte prematura.

Lo mejor es modificar las acciones que aún están en nuestras manos.  La primera y más importante, reconocer estas influencias como poco saludables, pudiendo aumentar por nosotros mismos nuestra salud y calidad de vida. Las personas que tienen sobrepeso no son culpables de su situación, su organismo se encuentra en un círculo vicioso en el que es muy difícil salir.

Desde Metabolic Balance cortamos con esta rutina. Gracias al control de la insulina conseguimos equilibrar todas las demás hormonas consiguiendo la regulación de todo el organismo.

Únete ahora a nosotros llamando al teléfono gratuito 900.801.776 y solicita una consulta de información gratuita en la que te informará de todo el tratamiento.

Metabolic Balance, ¡Decídete!

¿Te vence el hambre, no pierdes peso y te preguntas constantemente si tus esfuerzos merecen la pena para el resultado obtenido? Estos problemas son comunes en personas que están a dieta  pero no siguen  un plan de alimentación personalizado elaborado para un perfil en concreto y basado en estudios científicos. La solución no está en pasar hambre o largas horas de gimnasio. La solución es averiguar lo que nuestro organismo necesita y encontrar el apoyo adecuado.

Hasta que no descubras el motivo por el que empezar a cambiar de hábitos, el viaje va a ser difícil. Has de enfrentarlo teniendo en cuenta que para ti la comida es mucho más reconfortante que la auto-tortura de la dieta y el ejercicio. Por lo tanto, deja a un lado las pruebas de una y otra dieta y consigue un enfoque equilibrado y científico que te llevará a saber lo que tu cuerpo realmente necesita para perder peso sin torturarte.

Tu edad, problemas de salud, enfermedades, gustos y aversiones por los diferentes alimentos, composición corporal y parámetros sanguíneos pueden diferir mucho de una persona a otra. Todas estas diferencias se tienen en cuenta en Metabolic Balance, un programa de alimentación a la vanguardia líder en la realización de planes médico-nutricionales personalizados.

La “clave de tu éxito” ¿Cómo funciona?

Metabolic Balance no es su programa de dieta estándar. Es un plan nutricional personalizado que establece los parámetros correctos necesarios para una función metabólica y hormonal adecuada.

Con Metabolic Balance descubre de primera mano cómo un metabolismo equilibrado reduce el hambre, gestiona tu peso, lo mantiene de forma permanente y ¡te hace sentir bien! Así que contacta con nosotros llamando al teléfono gratuito 900.801.776 y ¡da el primer paso para cumplir con sus objetivos de pérdida de peso y rejuvenecer su salud y su vida!

Metabolic Balance, ¡Decídete!

Los aditivos alimentarios – un precursor de alergias e intolerancias alimentarias

Las intolerancias alimentarias y alergias a sustancias específicas pueden causar, entre otros síntomas, dolores de cabeza, flatulencia, diarrea, erupciones en la piel y problemas respiratorios.

Durante los últimos 20 años, ha habido un aumento dramático en el número de personas que sufren de alergias e intolerancias alimentarias. Según los expertos, este aumento se debe a factores como la contaminación ambiental, los hábitos alimenticios y la falta de aire puro.

Hoy en día, las alergias e intolerancias alimentarias son conocidas como intolerancias. Pero lo cierto es que son enfermedades muy diferentes.

En el caso de las alergias, el sistema inmunológico se ve afectado y reacciona ante un invasor supuestamente perjudicial, una proteína extraña para nuestro organismo. Para luchar contra las proteínas nocivas, el sistema inmune produce anticuerpos llamados inmunoglobulinas, que combina a la perfección con el alérgeno. Las personas afectadas con alergias van a reaccionar cada vez que consuman el alérgeno, independientemente de la cantidad del mismo. Estas alergias pueden manifestarse con síntomas cutáneos o respiratorios entre otros.

Por el contrario, las intolerancias alimentarias no se deben a que el organismo produzca anticuerpos, el sistema inmunológico no se ve implicado, ocurriendo solo a nivel del tracto digestivo y produciendo síntomas como vómitos, diarrea, hinchazón o digestiones pesadas. La mayoría de las intolerancias son conocidas como “intolerancias enzimáticas”, ya que el paciente tiene un defecto enzimático o deficiencia de la enzima y no puede descomponer o absorber algunos componentes de los alimentos suficientemente.

El colon desempeña un papel clave en las alergias e intolerancias alimentarias, pero lo sometemos a continuos cambios y a momentos de estrés por la alimentación y los cambios de hábitos.

Los aditivos alimentarios también actúan como activadores de pseudoalergias. Los síntomas de una pseudoalergia en una persona afectada son los mismos de una alergia – la diferencia es que las pseudoalergias no están moduladas por IgE, anticuerpos específicos de la alergia, por lo tantos no encontramos esta inmunoglobulina E en la sangre de las personas afectadas. Las pseudoalergias también pueden ser causadas por ingredientes naturales como los salicilatos, producidos en frutas como las bayas, las naranjas, las fresas y las uvas. Existe otro grupo llamado aminas biógenas que también causan pseudoalergias. Los alimentos ricos en aminas biógenas son el chucrut, salami, atún, queso curado, los plátanos, el vino tinto y el chocolate.

Cuando se trata de reducir las alergias e intolerancias alimentarias, el lema de muchos alergólogos es “Volver a lo natural”. Por ello, a la hora de hacer la compra, es mejor decantarse por aquellos alimentos frescos, naturales, mínimamente procesados ​​y en gran parte libre de aditivos. Esto puede reducir los síntomas de muchas alergias e intolerancias alimentarias.

Pautas para Navidad

Damos la bienvenida a las fechas más anheladas del año para algunos y a su vez las más temidas para otros, La Navidad.

Es necesario seguir unas pautas para que seamos capaces de mantener nuestro bienestar y peso en estos días. Para ello vamos a tener en cuenta las siguientes pautas:

1.-Equilibrio

Mantener las 8 reglas iniciales de Metabolic Balance (sin excepción).

2.-Controla

Controlarse en los compromisos previos. No se trata de evitarlos, sino de comer moderadamente y optar por platos ligeros

3.- Orden. No te saltes comidas

Las prácticas compensatorias no son aconsejables. Es mejor hacer una cena ligerita, con un pescado blanco y un poco de verdura al vapor por ejemplo, que no comer nada.

4.-Planifica

Tener claro lo que vamos a poner en cada comida nos va a evitar cocinar más cantidad de alimento que la que se va a comer. Esto evitará almacenar en el frigorífico la comida sobrante de esos días

5.-Combina

Si vamos a cocinar un plato más calórico de segundo, es conveniente elegir entrantes más ligeros

6.-Contente

No repetir y no pasarse con las cantidades. En caso de que el primero sea un pica-pica, tomar una única porción de cada plato.

7.-Compra los dulces poco a poco

Para evitar la tentación de comer estos dulces, lo mejor es comprar una pequeña cantidad para evitar tenerlo en casa durante mucho tiempo.

8.-Hidrátate

No se trata de no beber alcohol pero preferiblemente de baja graduación alcohólica como vino o cerveza, y no te olvides del agua.

9.-Ejercítate. No te aburgueses

No obstante, las Navidades no tienen que servir de excusa para quedarte en casa. Abrígate y sal a hacer algo de ejercicio.

10.-Calma

No olvides que son días para disfrutar y reunirte con amigos y familiares. Por lo que si un día tenemos un exceso, no pasa nada, siempre y cuando ese exceso no se convierta en una rutina.

 

Y, sobre todo, ¡DISFRUTA!

¡Felices Fiestas a todos de parte de todo el Equipo de Metabolic Balance España!

 

Grasas saludables. ¿Dónde encontrarlas?

Existen tres tipos de grasas alimentarias,  saturadas, monoinsaturadas y poliinsaturadas.

Las grasas poliinsaturadas son aquellas grasas que se denominan esenciales debido a que nuestro organismo no es capaz de sintetizarlas por sí mismo, es decir, necesitamos incorporarlas a través de la alimentación. Estas grasas son las que conocemos como omega-3 y omega-6.

Sin embargo, nuestro organismo es capaz de obtener las grasas saturadas sintetizándolas por sí mismo.

No obstante, una alimentación equilibrada requiere también de un aporte de grasa diario correspondiente a 1/3 de grasas saturadas, 1/3 grasas monoinsaturadas y 1/3 grasas poliinsaturadas, además de proteínas y carbohidratos.

Hoy en día hay alimentos como la leche o las margarinas que están enriquecidos con omega-3 u omega-6. Sin embargo, existen muchos alimentos que presentan estas grasas de forma natural en su composición sin necesidad de conseguirla a través de otros enriquecidos.

Alimentos ricos en ω-3

  • Pescados azules (salmón, caballa, emperador, sardinas, anchoas)
  • Aceite de pescado, hígado de pescado
  • Aceites vegetales (lino, cáñamo, nuez, soja, avellana)
  • Semillas (chia, lino, salvia)
  • Frutos secos (nueces, pistachos, almendras)
  • Verduras (aguacate, brócoli, espinaca, coles)
  • Granos de soja

Alimentos ricos en  ω-6

  • Semillas: girasol, calabaza
  • Frutos secos: nueces, avellanas, anacardos, almendras
  • Aceites vegetales: Aceite de girasol, maíz, soja, onagra…
  • Aguacate
  • Huevos

Si quieres saber más sobre los beneficios y las funciones de la grasa en nuestro organismo, consulta el artículo: “Grasas: ¿Si o no?”

 

14 Noviembre – Día Mundial de la diabetes

Dieta y diabetes

La dieta de una persona con diabetes tipo 2 debe estar diseñada para mantener los valores de azúcar en sangre y hemoglobina glicosilada con el fin de evitar las complicaciones y enfermedades secundarias que suelen asociarse con la diabetes tipo 2, entre las que destacan los trastornos cardíacos y circulatorios.

Investigaciones recientes han señalado cada vez más la importancia de las proteínas en el control de la diabetes

Cada vez más pacientes están decidiendo – a menudo sin ayuda de expertos – cambiar su alimentación a una dieta hiperproteica. En estos casos, al no estar decidido por un experto, la dieta no se encuentra adaptada a la diabetes y el valor de HbA1c puede presentarse superior al 7%.

Las investigaciones científicas que muestran el efecto secretor de insulina de ciertas proteínas son cada vez más comunes. Es difícil distinguir entre las proteínas que tienen este efecto y el resto de proteínas.  Algunos estudios, en particular aquellos relacionados con proteínas de la leche, han confirmado un efecto sobre el metabolismo de los carbohidratos. Se cree que esto es provocado por el efecto incretina de los péptidos que se producen durante la digestión del ácido láctico.

El efecto de la incretina tiene como resultado que, a niveles de azúcar en la sangre idénticos, la inyección intravenosa de glucosa conduce a una liberación significativamente menor de la insulina que en el caso de una ingesta oral de glucosa. Los hechos han sido confirmados en pruebas con ratas. Las mediciones mostraron que el valor máximo de la concentración de insulina en la sangre de las ratas que habían recibido una ingesta de glucosa oral fue aproximadamente el doble que en el segundo grupo de ensayo, al que se les había inyectado glucosa. La detección de este efecto fue seguida por el descubrimiento de las hormonas que son responsables de ello – incretina y gluco-incretina – que son secretadas por las células del intestino. Esto a su vez permitió el desarrollo de dos nuevas clases de antidiabéticos: los miméticos de incretina (análogos de GLP-1) y los inhibidores de dipeptidil peptidasa-4.

Una vez conocidos estos datos, ¿sigue siendo posible recomendar una reducción de los carbohidratos a favor de las proteínas y (en menor cantidad) de las grasas?

La respuesta hoy sigue siendo “sí”. Muchos estudios han comparado dietas bajas en carbohidratos con dietas convencionales bajas en grasa. La mayoría de estos han demostrado que las dietas ricas en proteínas (carbohidratos bajos) tienen un mejor efecto sobre el azúcar en la sangre y la HbA1c que los regímenes dietéticos bajos en grasa. Un posible efecto negativo de la nutrición rica en proteínas en los riñones se ha investigado en una serie de estudios y fue infundado, excepto en el caso de los pacientes diabéticos ya sufrían problemas renales previamente.

¿Cuáles son las proteínas de calidad?

Recientes estudios observacionales han demostrado que las proteínas vegetales tienen un efecto positivo, mientras que las proteínas animales son neutrales o incluso pueden ser perjudiciales. Además, los investigadores también han encontrado los mismos resultados con respecto a las enfermedades cardiovasculares. Por lo tanto, se debe favorecer el consumo de  legumbres, frutos secos y productos lácteos en lugar de los huevos y la carne.

En general, sigue siendo apropiado restringir la cantidad de carbohidratos consumidos, asegurarse de que son de la calidad correcta y permanecer por debajo de las recomendaciones oficiales. En las conversaciones con los pacientes, el enfoque no debe colocarse en la limitación de los carbohidratos, sino más bien en los beneficios de las proteínas sanas. Junto con el papel crucial de las proteínas vegetales y productos lácteos, también es importante recordar el pescado azul como fuente de ácidos grasos Omega-3. Estos mensajes son fáciles de entender por los pacientes en consulta, por lo que lo llevarán a cabo.

 

Dr. Didier Souveton
Head of the Metabolic Balance medical advisory panel

References:
“Foods that make diabetes easier to live with. Le Figaro.fr Martine Betti-Cusso / Pr Claude Jaffiol 2013.05.22 o l88121e 17/09/2013″

“Tomorrow, a hyperprotein diet for all diabetcs?” Dr. Boris Hansel. Medscape Blog 08/22/16

IDENTIFICAN PROTEÍNAS DISTINTAS DEL GLUTEN IMPLICADAS DE FORMA DIRECTA EN LA CELIAQUÍA

El doctor y experto en nutrición, José Moisés Laparra Llopis, director del Máster de Nutrición, Salud y Actividad Física de la Universidad Internacional de Valencia (VIU), ha adelantado este lunes que recientes investigaciones apuntan a la posibilidad de que existan otras proteínas distintas al gluten implicadas en la enfermedad celíaca.

“Los datos actuales apuntan a que la modulación, por parte de proteínas distintas al gluten, del tono basal en el sistema inmune innato tienen una enorme importancia en la severidad y naturaleza de las manifestaciones clínicas”, ha añadido.

   La enfermedad celíaca es una enteropatía crónica de carácter autoinmune como consecuencia de una intolerancia permanente a las proteínas del gluten que se encuentran en alimentos como el trigo, la cebada, el centeno y, aunque todavía está en discusión, en la avena.

   El investigador ha detallado que el avance consiste en identificar unos “nuevos actores”, distintos al gluten, implicados como “causa directa” en las manifestaciones clínicas derivadas de la ingesta de gluten, según ha informado la VIU en un comunicado.

  Según ha explicado Moisés Laparra, actualmente más de 70 millones de personas –un 1 por ciento de la población– es celíaca, aunque ha señalado que la prevalencia es mayor que la diagnosticada, y ha advertido de que se va a experimentar un incremento de la prevalencia de la enfermedad “conforme se vayan superando las dificultades en el diagnóstico debidas al amplio abanico de entidades o manifestaciones clínicas asociadas al gluten”.

 Así, ha explicado, este porcentaje aumentará debido a la detección de personas no celíacas que presentan sensibilidad al gluten, intolerancia o alergia. En este sentido, ha explicado, “uno de los aspectos más relevantes a día de hoy es la consideración de antitripsinas o inhibidores de proteasas, proteínas distintas al gluten, en la etiopatogenia y severidad de las manifestaciones clínicas derivadas de la ingesta de gluten”.

Hasta el momento, ha matizado, “toda la causalidad se atribuye al gluten, lo cual, está cambiando”. En esta línea, el investigador ha advertido de que estas proteínas también se encuentran en alimentos que en su estado natural –sin tratar a nivel industrial– no contienen gluten, principalmente alimentos como huevos, legumbres, patatas o soja, entre otros.

   Aunque pertenece a una investigación abierta, “es la línea de trabajo sobre la que se está estudiando” ya que “parece que sí pueden tener un efecto importante, pero se desconoce en qué medida”.

Laparra ha insistido en la existencia de líneas de investigación en activo tendentes a confirmar la repercusión o el impacto de la modulación del sistema inmune innato, por parte de estos alimentos en las manifestaciones clínicas derivadas de la ingesta accidental de gluten.

Fuente: Euro Pass

EL ACEITE DE COCO CONTIENE GRASAS SATURADAS SALUDABLES PARA NUESTRO ORGANISMO

El Aceite de Coco Virgen, se obtiene mediante presión en frío de la pulpa blanca del coco (endoespermo) sin usar ningún tipo de producto químico. Existen principalmente dos tipos, el proveniente de agricultura ecológica y el normal. En el caso del Aceite de Coco, tener certificación de agricultura ecológica significa además que no se han utilizado productos químicos en las plantaciones de los cocoteros de los que se han recolectado los frutos.

No hay que confundir el Aceite de Coco con el aceite de palma. Aunque ambos provienen del mismo fruto, el coco, el aceite de Coco se extrae de la pulpa blanca del fruto, mientras que el aceite de palma se obtiene de las zonas exteriores y por tanto tienen propiedades también diferentes. El Aceite de Coco se compone casi al 90% de grasas saturadas, la mayoría de ellas los beneficiosos Ácidos Grasos de Cadena Media (MCFA – Medium Chain Fatty Acids). De estos ácidos grasos, aproximadamente el 45% es ácido laúrico. El único alimento natural que contiene más ácido laúrico que el Aceite de Coco es la leche materna. Otros ácidos grasos presentes en el Aceite de Coco son el palmítico, el esteárico y el mirístico. El Aceite de Coco se encuentra de manera líquida a partir de los 25 grados centígrados de temperatura. Por debajo de esa temperatura tiende a solidificarse con mayor intensidad a más baja temperatura. Las propiedades del Aceite de Coco no se alteran al pasar del estado sólido a líquido ni viceversa. Su coloración es blanca en estado sólido y transparente ligeramente amarillenta en estado líquido.

El Aceite de Coco es uno de los pocos alimentos que puede considerarse “superalimento”. Su combinación única de ácidos grasos de cadena media puede producir inmensos beneficios en su salud. Estos son los 5 principales beneficios que conlleva el consumo de Aceite de Coco Virgen y que han sido confirmados con estudios científicos que avalan estas afirmaciones.

  1. El Aceite de Coco contiene una combinación única de Ácidos Grasos que lo dotan de propiedades medicinales muy potentes

En el pasado, se demonizó el uso del Aceite de Coco porque se trata de una grasa saturada. De hecho, el Aceite de Coco es uno de los pocos aceites de origen vegetal rico en grasas saturadas, con casi un 90% de su composición basada en ácidos grasos saturados. Sin embargo, todos los nuevos estudios apuntan a que el uso de las grasas saturadas en la alimentación es inofensivo y está más que demostrado que no existe relación alguna entre su consumo y el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares, como le han hecho creer todos estos años. Además, el Aceite de Coco no contiene las grasas saturadas habituales que se encuentran en la carne roja o en el queso. Al contrario, contiene unas grasas llamadas triglicéridos de cadena media, que también se encuentran en la leche materna, y que está más que demostrado que son altamente beneficiosos para el organismo. Los ácidos grasos de cadena media se metabolizan de manera diferente a como lo hacen los ácidos grasos de cadena larga, los habituales en la dieta. En concreto, pasan directamente al hígado desde el tracto digestivo, donde se utilizan como fuente inmediata de energía o se convierten en cuerpos cetónicos.

  1. El Aceite de Coco puede acelerar tu metabolismo haciéndote perder más grasa

La obesidad es uno de los mayores problemas con que nos enfrentamos en esta época. Mientras algunas personas siguen estancadas en la falsa creencia de que todo se debe a una suma y resta de calorías, la realidad es bien distinta: es igual de importante, si no más, controlar la procedencia de las calorías. No es lo mismo 10 calorías procedentes de carbohidratos, que de proteínas, o, como en el caso del Aceite de Coco, de la grasa saturada. Es un hecho científico probado que los distintos alimentos tienen efectos en nuestro organismo y sus hormonas de distinto modo. En este sentido, una caloría no es “una caloría”. Los triglicéridos de cadena media presentes en el Aceite de Coco pueden incrementar el gasto energético del organismo cuando los comparamos con la misma cantidad de calorías procedentes de los ácidos grasos de cadena larga. Un estudio reciente descubrió que ingerir entre 15 y 30 gramos diarios de triglicéridos de cadena media puede acelerar nuestro metabolismo hasta en un 5%.

  1. EL Aceite de Coco puede mejorar tu nivel de colesterol en sangre y reducir el riesgo de sufrir una enfermedad cardiovascular.

El Aceite de Coco está cargado de grasas saturadas que no afectan el perfil lípido de la sangre como erróneamente se ha creído durante mucho tiempo. Las grasas saturadas elevan el HDL (colesterol bueno) y cambian el LDL por un subtipo más benigno. En un estudio realizado con 40 mujeres, el Aceite de Coco redujo el colesterol total y el LDL al tiempo que elevó el HDL cuando se le comparó con la ingesta de aceite de soja. En otros estudios llevados a cabo con ratas se ha demostrado que la ingesta de Aceite de Coco reduce los triglcéridos, el colesterol total, el LDL y aumenta el HDL, mejora la coagulación y el estado antioxidante de la sangre. Esto mejora los riesgos de contraer enfermedades cardiovasculares a largo plazo.

  1. El Aceite de Coco puede hacerte perder grasa, especialmente la peligrosa grasa abdominal

El Aceite de Coco parece ser bastante adecuado para reducir la grasa abdominal, esa que se encuentra rodeando a los órganos vitales y que es de sumo riesgo. Esta grasa, también conocida como grasa visceral, es la más peligrosa y se asocia comúnmente con muchas enfermedades del mundo occidental. El contorno abdominal se mide con facilidad con una cinta métrica y es un buen indicador de la cantidad de grasa visceral que tenemos. En un estudio llevado a cabo con 40 mujeres con obesidad abdominal, suplementando su dieta con 30ml de Aceite de Coco al día redujo tanto su índice de masa corporal como su perímetro abdominal en un período de sólo 12 semanas. En otro estudio con 20 hombres obesos se notó una reducción en el perímetro abdominal de 2,86cm después de sólo 4 semanas tomando 30ml de Aceite de Coco al día. Aunque estas cifras puedan no parecer demasiado grandes, no hay que perder de vista el hecho de que ni realizaron ejercicio físico alguno ni redujeron en absoluto su ingesta calórica. Simplemente añadieron Aceite de Coco a su dieta habitual.

20 de Octubre – Día Mundial de la Osteoporosis

Como cada año, el 20 de octubre se celebra el Día Mundial de la Osteoporosis. La osteoporosis es una enfermedad caracterizada por generar una disminución de la masa ósea y un deterioro de la estructura de los huesos, aumentando así el riesgo de sufrir fracturas y roturas.

Causas

Como en la mayoría de las patologías, no existe un único factor que provoque dicha alteración. En el caso de la osteoporosis, su aparición se debe mayormente al paso de los años por el esqueleto, las estructuras van perdiendo calidad conforme nos acercamos a la vejez. Además también existe un gran componente genético y hereditario en la aparición de esta enfermedad. Por otro lado, las mujeres tienen más riesgo de sufrir oteoporosis que los hombres, debido a que durante la menopausia, los niveles de estrógenos disminuyen favoreciendo la disminución del remodelado óseo.

No obstante, en la aparición de esta enfermedad también juega un papel muy importante el estilo de vida de cada persona, siendo la alimentación saludable y la práctica de actividad física dos pilares fundamentales para su prevención.

Síntomas

La osteoporosis es una enfermedad asintomática, es decir, se puede padecer pasando desapercibida hasta que se manifiesta con alguna fractura produciendo dolor. No obstante, a veces se puede tener pequeñas fracturas sin dolor. En estos casos se pierde la oportunidad de frenar la pérdida de masa ósea y reducir el riesgo de nuevas fracturas.

Tratamiento

El tratamiento adecuado dependerá de cada paciente. Hoy en día existen gran cantidad de fármacos empleados para combatir esta enfermedad.

Sin embargo, deberíamos hablar de prevención y darle a esta la importancia que requiere. El déficit de algunos minerales y vitaminas puede favorecer la aparición de enfermedades como la osteoporosis.

En Metabolic Balance apostamos por una alimentación de calidad para que cada individuo reciba de forma natural los alimentos que mejor metaboliza, de esta forma conseguiremos que el organismo trabaje de forma óptima, evitando o atrasando la aparición de diferentes enfermedades. Además, nuestro gran equipo de dietistas-nutricionistas se ocupará de ofrecer a cada paciente lo mejor en forma de forma de alimentación sana y equilibrada.

 

Bibliografía:

http://www.dmedicina.com/enfermedades/musculos-y-huesos/osteoporosis.html

http://www.webconsultas.com/osteoporosis/causas-de-la-osteoporosis-657